martes, 26 de julio de 2011

BELLEZA Y EXITO LABORAL


MUJERES: BELLEZA Y ÉXITO LABORAL

“La mujer más bella del mundo, sólo puede dar lo que puede ofrecer la mujer más bella del mundo”


Multitud de mujeres bonitas nos invitan a consumir productos distintos en todos los medios de comunicación, personas atractivas que ‘hacen desear’ (el consumo). Las mujeres que más dinero ganan en las películas y series: Angelina Jolie, Jennifer Aniston, Jennifer López, Penélope Cruz, Salma Hayek y Natalia Orebro por citar unas pocas del ámbito internacional, son todas mujeres bellas.


Como en el loto (lotería), podemos tener la suerte de nacer bellos y en una casa de gente acomodada y también todo lo contrario y no tenemos ningún control sobre esto, está sobredeterminado. Naipes marcados.
Claro que nuestros estilos de vida –alimentación sana, ejercicio, combatir al estrés, higiene, estudiar, cultivarse – pueden mejorar nuestra salud y nuestra persona.

Aunque discriminatorio, es indudable que la belleza física ayuda en cierto modo en la vida laboral: cuerpo armónico y fuerte, cara simétrica y colores faciales y aspecto de salud.
No es casualidad que para la tarea de ‘atención al público’ las compañías o empresas pidan como requisito “Buena Presencia”, lo que también implica una buena higiene personal y respetable ropa.

Pero el mundo del trabajo requiere además de otras capacidades técnicas y de comunicación –que si dependen de nosotros mismos- sin las cuáles no se podría avanzar.

Muchas modelos jóvenes y bonitas sólo pueden trabajar como modelos y mientras dura su juventud y belleza, aunque algunas de ellas después se especializan en otras áreas y triunfan, más allá de la belleza. Algunas se convierten en empresarias, animadoras de televisión, actrices, periodistas y las hay que progresan como empresarias en el campo de la moda y los accesorios incluyendo fragancias.
La película “El Diablo Viste a la Moda” que protagoniza Meryl Streep es un buen ejemplo del mundo editorial de las revistas para la mujer.

La política -muchas mujeres son presidentas y legisladoras- el mundo del espectáculo, el periodismo, el diseño, la moda, la industria de cosméticos y los medios de comunicación han visto grandes avances de muchas mujeres talentosas, que juegan un papel clave en nuestro Real, aunque no siempre sea el caso.

Pero todas estas actividades requieren de destrezas para superar el estadio de “rubia y tonta”. Cuando las personas pueden combinar trabajo duro, experiencia, inteligencia y belleza, es mucho más probable que puedan mejorar sus condiciones laborales.

Existe un aspecto personal y único del que depende nuestro éxito: nuestra personalidad. Esta es una cuestión que no se enseña ni se puede obtener en libros de auto-ayuda Autoestima, valores y actitudes, empatía, capacidad de sostener las propias ideas, sentido del humor y facilidad para identificarse con los demás, no son materias que puedan aprenderse.
Depende de nuestra familia, historia personal, traumas sufridos, lazos de apego con los seres queridos, capacidad de amar y de sentir, un ambiente que nos resulte favorable, y aprovechar la experiencia que nos brinda la vida y de muchos factores más.

Muchos directivos y ejecutivos de importantes empresas en todo el mundo no serían nada sin las complejas tareas de sus ‘secretarías ejecutivas’ que se mostraron tantas veces en películas y series de televisión.


Víctor Michelón LaMagaHoy

1 comentario:

  1. Hola! Muy interesante lo que dices. La belleza y un buen aspecto físico son muy importantes en nuestra sociedad. No sólo a modo estético, sino en el mundo del trabajo también. Sí que es verdad que hay veces se pasan con los requisitos que piden. A veces te hacen sentir que si no eres perfecta al 100% no vales, cuando es mentira.
    Por otro lado cada uno es como es, y contra eso no podemos luchar (bueno, la cirugía estética parece que algo puede hacer, aunque no es lo mismooo).
    Yo he hecho varios cursos a distancia sobre estética y belleza y la verdad es que hay remedios caseros y baratos que, sólo con un poco de dedicación al día, nos ayudan a estar estupendas para comernos el mundo. Así que aunque no hayamos nacido con el cuerpazo de la Jolie o la belleza de la Aniston, no está todo perdido.

    No me enrollo más, es que me apasiona el tema jeje Saludos!

    ResponderEliminar