sábado, 30 de diciembre de 2006

Homenaje a Alejandra Pizarnik

ALEJANDRA, ¿POR QUÉ NO ME ESPERASTE?

Alejandra Pizarnik, ruiseñor de las palabras.

Querida Alejandra
te pido permiso
para apoyarme en vos,
un ratito y desandar
mis penas.
Las que descubrí
leyendo tus poemas.

Me hubiera gustado,
Dios sabe
que me hubiera gustado,
conocerte…
mirando tu retrato,
blanco-negro, viejo-sepia
largo rato… lagrimeo
sobre tu foto inútil.

Impotente.
Creo en definitiva
que deseo rescatarte.
Conocerte, sos linda,
no leerte nunca más,
no escucharte,
no dejarte hablar,
y forzarte -un poco.

Con mis ojos idiotas
de recién-llegado y
mi llanto por brotar.
¡Salvarte!, ¿entendés?.
Tomar tu cuerpo
para hechizarte, hipnotizarte
con mis viejos ojos
de Zorro, para que no triunfe
“ella”… la Oscura.

Sorprenderte y besarte,
en medio de un poema,
sonrojarte y ponerte colorada,
y
hacerte transpirar largo rato
en un hotel por horas.
Para que ames tu vida.

Pero no me dejaste,
porque amabas demasiado
a tu muerte...

Irreverente.
Cuando decías que las cartas
de Julio eran motivo
para no tirarte del balcón
¡te olvidaste!... sí,
que había pequeños,
¡como yo!.

Sí…
Tus poemas me desvelan
por noches enteras,
más que un polvo,
porque me inquietan,
más que todo, las
horas pasadas, palabritas
bien tratadas, ¡tus palabras!.

No amo tu muerte,
porque estoy loco,
y ansío tus escritos
como nunca antes,
y ¡porque no me sirve!.

Te esperaría mucho...

http://www.uniondebloggershispanos.com

4 comentarios:

  1. Amar a alguien empezando por su muerte es más que adorar su eternidad...
    (Muy buen poema ese)

    ResponderEliminar
  2. Hermoso poema... He sentido el salto de mí al alba cuando te leí. Cómo quisiera también que Alejandra estuviera aquí con nosotros; yo tmabién, con suerte, podría hacerla feliz.

    Te invito a mi blog dedicado totalmente a la princesa argentina.

    Un abrazo,

    La MaGa

    ResponderEliminar
  3. Estuve leyendo un análisis sobre la evolución poética de Pizarnik y he regresado por aquí (enlace de ideas... y de links).

    Acabo de recordar que también le escribí un minipoema (lo recordé al pensar ¿por qué no le dedico algo digno también?). Saber si es digno o no... es un lío

    Gracias por el voto...

    ResponderEliminar
  4. muy bueno el poema, lograste hacer mías tus emociones que yo tanto por mi parte, en tan triste caso no asumía.
    gracias por compartir, gracias por hacer sentir.hernan allende

    ResponderEliminar