domingo, 21 de octubre de 2007

Luchar Contra el Aburrimiento


Frente al aburrimiento que me traga lo que me queda del domingo, o de tardes ociosas, puedo recordar que muchas personas aburridas, miran televisión, se cartean mediante los correos electrónicos, escuchan la radio para saber qué hay de nuevo. También recuerdo que muchos juegan, beben, o toman tranquilizantes.

Es sinfin la cantidad de cosas que puede hacer una persona aburrida.

Como acordarse de pronto que mañana tiene que trabajar, que tiene una vida muy sobrecargada, que sufre de celos por su novia/o. Bueno, buscarse un problema, porque cuando uno tiene un buen problema no tiene porqué aburrirse.

También la búsqueda de enemigos ayudar a salir del vacío. "Mejor mal acompañado que solo". Entonces podrá dedicarse a pelear y adios al vacío. El espacio se puebla de verdaderos malvados, de seres despreciables.

No es casualidad que en este mundo la industria del entretenimiento mueva miles de millones de dólares, radio, teatro, televisión, cine...

Naturalmente que no tengo una respuesta universal contra la sensación de aburrimiento, de falta, de vacío. De tenerla sería el hombre más famoso del mundo y también el más rico.

Muchas veces cuando no tengo la respuesta de algo, no retrocedo. No cedo ante el "dejar hacer" y que sea lo que Dios quiera. Me preguntó qué puede calmar mi propia y personal sensación de aburrimiento.

Muchas veces es preferible tener la pregunta más adecuada, la que más me satisface, como puedo satisfacer lo que necesito, que tener miles de respuestas que se pueden encontrar de a miles en los buscadores del Internet.



2 comentarios:

  1. hola amigo,
    Difícl, muy difícil el tema; normalmente no tengo tiempo para aburrirme, y cuando lo tengo, me quedo tan feliz, que cualquier cosa me entretiene.
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Ché eso de aburrido de aburrirse esta genial, primero, y después no sé, creo que si seguimos aburriendonos por lo aburrido de la vida, y ya nos hartan hasta los "entretenimientos", terminaremos como el extrangero de Camús, cuando solo el calor y la locura nos harán reacionar para después enterarnos que hasta nuestro propio juicio o ejecución es aburrida. Y de hecho lo es, todo vamos a morir.

    Ups! que mal ando hoy, je je, un abrazo.

    ResponderEliminar